martes, mayo 11, 2010

Esas Bolsas, locas, locas, locazas

. martes, mayo 11, 2010

Los que me seguís desde hace ya unos añitos sabréis de buena tinta que le he dedicado una buena parte de este blog a publicar capítulo a capítulo el verdadero relato de la vida del afamado terrorista Iñaki De Juana Chaos.
Supongo que todos estáis al tanto de que tras haber sido puesto en libertad  huyó se trasladó a vivir a Irlanda donde intentó en vano ser taxista (vete tú a saber lo que llevaría en el maletero) y que al final cansado de que la justicia española le siguiera tocando los huevos allá donde fuera desapareció sin dejar rastro.


En cuanto supe de la noticia me puse a investigar. Tras descartar la posibilidad de que tuviera algo que ver con el estallido del puñetero volcán (de cuyo nombre no me quiero acordar) ese de los cojones me hice la siguiente pregunta:

"¿Dónde coño se puede esconder un terrorista para que no lo encuentren jamás?"

Y la respuesta más lógica que hallé fue ésta:

"Pues junto a otro terrorista al que no quieren consiguen encontrar" 

En cuanto llegué a esta conclusión lo demás vino rodado y no tardé en ponerme en contacto con ellos, con tanta suerte de que me dieron en primicia la explicación del porqué de la locura que se ha desatado en las bolsas de todo el mundo.


*Ya sabéis, pinchad en la imagen para verla a tamaño real.

4 Perdieron el tiempo aquí:

Ñoco Le Bolo dijo...


Esas eran las armas de destrucción más-iva. Estoy acongojado y duramente puedo comentar. Mis millonarias pérdidas empañan mis ojos y no me dejan ver el teclado.
El lado positivo ¿y si los infiltramos en el Vaticano? Al fin y al cabo, todos llevan faldas... y van a lo loco.

Salud-os

CR & LMA
________________________________

Gabiprog dijo...

Ahora empiezo entenderlo todo...

:-S

Y la Merkel enfadada!

Fet dijo...

Los mismos hijos de puta, efectivamente.

Toupeiro dijo...

Estos dos provocan la crisi y luego culpan al zapatero; no me imagino quien patrocinará la jugada.